el regalo más grande mi niña hermosa
Viajes Interiores

El regalo más grande

Spread the love

Hace algunos días te prometí en otra publicación sobre un tema similar, regalarte varias fotos de lo que considero, por mucho, el Regalo más grande que Dios me ha dado en toda mi vida. Presente que considero imposible de superar. Puede que aumente con el paso del tiempo, en cualquier sentido, pero jamás podría ser sustituido.

Por mucho empeño que le pusiera, no podría pasar por alto la Canción de Tiziano Ferro cuando uso este epíteto tan importante en mi espiritualidad. Y no puedo negarlo. La presencia de mi hija (hablo en singular, pero no lo es), es el regalo más grande que Dios me ha dado.

Quisiera tener 5 descendientes y, sin que suene a ningún tipo de desequilibrio mental denigrante o discriminatorio, que fuesen todas hembras. Considero que no existe nada más divertido para un papi lindo y super cool como yo. ¡Ja, ja, ja! Aunque no entiendo por qué todos los que me escuchan decir esto me tildan de loco.

Con pocas palabras: mi hija Lucía es maravillosa, una niña encantadora, un ser humano caritativo, una personita inmensa que reconforta todos mis tedios. Aunque a veces sea bien difícil y duro el tema de la enseñanza y la disciplina, verla crecer tan educada y sensible supera todos mis anteriores fracasos.

Cuando digo ser un padre feliz, no me refiero solo a ella como persona, sino en terminos generales, con todo su carisma, personalidad, temperamento, ánimo, gustos, satisfacciones…

Hoy quiero compartir contigo algunas imágenes de Isabelle Lucía, mi primogénita menor. Sé que son términos contradictorios; pero en ella muchas cosas pertenecen a otra dimensión inexplicable.  

Saludos de papito orgulloso,

Tío Lucio el viajero.

Mi regalo más grande

Te invito a que le eches un vistazo a mi perfil de Instagram. Puede que encuentres otras imágenes interesantes y divertidas sobre el regalo más grande que Dios me ha dado. Aquí te dejo algunas imágenes. Feliz día.

Mi gente, me considero Mochilero de Cuerpo y Alma. ¡Felices viajes! Y nos vemos por las calles del mundo.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.